Pastor Aleman

Pastor Alemán: Toda la información sobre esta excelente raza de perro

Al mirar a un Pastor Alemán, pocas personas pensarían que fue criado para conducir y proteger un rebaño. La mayoría de las personas ven en el Pastor Alemán a un perro policía o de rescate, un perro guía, un amigo de los niños y un fiel compañero.

Pastor Aleman guia completa

Aunque los orígenes de esta raza estuvieron vinculados al pastoreo, ha demostrado ser un perro versátil e inteligente. Hoy en día continúa realizando este tipo de actividad, pero también es elegido y adiestrado para ayudar al hombre en diversas tareas como las indicadas anteriormente.

Historia y origen del perro Pastor Alemán

Alrededor de 1880 diferentes razas de perros pastores vivían en varias regiones de Alemania. Por entonces se intentaron estandarizar diferentes razas de pastoreo. Los perros eran criados para preservar los rasgos que destacaban en su trabajo de pastoreo de ovejas y protección de depredadores. En Alemania, esto se practicaba en las comunidades locales, donde los pastores seleccionaban y criaban perros que tenían las habilidades necesarias para pastorear ovejas; como son la inteligencia, la fuerza, la velocidad y ​​agudos sentidos del olfato. Los resultados fueron perros que podían realizar tales tareas, pero que se diferenciaban significativamente de una localidad a otra, tanto en capacidades como en apariencia.

Todo sobre el Pastor Aleman

Para unificar dichas diferencias, se fundó la Sociedad Phylax en 1891, con la intención de crear razas de perros estandarizadas. La sociedad se disolvió solo tres años después por conflictos relacionados con los rasgos que debían tener los perros promovidos por la sociedad. Algunos miembros creían que los perros deberían criarse únicamente para fines laborales, mientras que otros creían que los perros deberían criarse también por apariencia. Si bien fracasaron en su objetivo, la Sociedad Phylax había inspirado la estandarización de las razas de perros de forma uniforme.

Max von Stephanitz Pastor Aleman

Max von Stephanitz

Max von Stephanitz, un ex capitán de caballería del ejército alemán y antiguo alumno del “Berlin Veterinary College”, era uno de los miembros de la Sociedad Phylax. Él creía firmemente que los perros deberían ser criados para trabajar. En 1899, Von Stephanitz asistía a una exposición canina cuando le mostraron un perro llamado  “Hektor Linksrhein”. Hektor fue originario de algunas generaciones de crianza selectiva y cumplió por completo con lo que Von Stephanitz creía que debía ser un perro de trabajo. Estaba entusiasmado con la fuerza del perro y cautivado por la inteligencia, la lealtad y la belleza del animal. Tanto fue así, que lo compró de inmediato. Posteriormente le cambió el nombre por el de “Horand Von Grafrath” y fundó el “Verein für Deutsche Schäferhunde” (Sociedad para el Pastor Alemán) en 1899. Horand fue declarado el primer perro de raza Pastor Alemán y agregado al registro de raza de la sociedad.

Pastor Aleman original

Horand se convirtió en el punto central de los programas de crianza y fue cruzado con perros pertenecientes a otros miembros de la sociedad que mostraban rasgos similares. Aunque engendró una numerosa prole, el cachorro más exitoso de Horand fue  “Hektor von Schwaben”. Hektor fue cruzado endogámicamente con otra de las crías de Horand, del cual nació  “Beowulf”, que más tarde engendró un total de ochenta y cuatro cachorros, principalmente a través de la otra descendencia de Hektor. La progenie de Beowulf también fue endogámica y es de estos cachorros, que todos los pastores alemanes dibujan un mismo vínculo genético. Se cree que la sociedad logró su objetivo gracias al liderazgo firme e intransigente de Von Stephanitz. Por todo ello, se le considera como el padre creador de la raza canina del Pastor Alemán.

Historia y origen del perro Pastor Aleman

Características físicas del perro Pastor Alemán

La belleza, el carácter afable y la inteligencia son las características que llevaron al Pastor Alemán a ser uno de los perros más famosos de todos los tiempos.

La cabeza de este perro es ancha y en forma de cuña. Las orejas en la parte superior son de tamaño mediano, erectas y puntiagudas, que lo hacen parecer un lobo. Los ojos oscuros, en una posición oblicua, transmiten seguridad y confianza. Los potentes dientes, deben ser fuertes, sanos y completos con los 42 dientes para garantizar el poder de la mordida de tijera de este perro.

Te puede interesar: El Pastor Belga

El cuerpo del Pastor Alemán es más largo que alto, la línea superior está inclinada hacia abajo, por lo que la cruz es más alta que la grupa. El cofre, ligeramente ancho, tiene una profundidad que oscila entre el 45 y el 48% de la altura a la cruz y el esternón es largo y bien notable.

Caracteristicas fisicas del perro Pastor Aleman

La cola es larga y llega al gancho cuando está en reposo, pero no debe exceder la mitad del metatarso. Cuando está en reposo, el Pastor Alemán tiene la cola colgando hacia abajo, mientras que la mantiene elevada cuando está activa, incluso si nunca supera la línea horizontal.

El pelaje ha sido objeto de controversia debido a que existen tres variedades. Sin embargo, el estándar oficial de la raza proporciona la cría de la variedad de pelo largo y pelo corto, ambas con capa interna. En el caso del pelo corto, es grueso y adherente al cuerpo y puede ser más grueso y más largo en la parte del cuello. Para la variante de pelo largo, es gruesa pero, a diferencia de la otra variante, no es adherente. Sin embargo, se espera que el pelo sea más largo y más grueso en el cuello que en la variante de pelo corto.

El estándar de raza admite varios colores, que incluyen negro sólido, negro con tonos rojizos y varios tonos de gris. La nariz debe ser negra. La altura en la cruz varía de 60 a 65 centímetros para los machos y de 55 a 60 centímetros para las hembras. El peso de los machos oscila entre 30 y 40 kilos, mientras que el de las hembras oscila entre los 22 y 32 kilos.

Diferentes líneas del perro Pastor Alemán

La versatilidad de la raza permite que existan diferentes líneas orientadas a diferentes tareas, funciones y propósitos. Líneas que poseen sus propios rasgos, orígenes e historia. Veamos cuales son estas líneas de ovejeros alemanes.

Diferentes lineas del perro Pastor Aleman

  • Línea de demostración de Alemania Occidental: Este es el estándar original de Max Von Stephanitz y el tipo más uniforme, reconocible y popular.
  • Línea de demostración Americana y Canadiense: De estructura firme y marcha lateral, esta línea es característica de las demostraciones de los clubs nacionales de Pastor Alemán de Norteamérica desde la década de los 70.
  • Línea de trabajo de Alemania Occidental: También considerado como el tipo original creado por Max Von Stephanitz, estos pastores destacan en el trabajo de guardia, rescate, pastoreo y como excelente mascota familiar. Todo esto es gracias a un esfuerzo por corregir la capacidad, impulsos y estructura de trabajo.
  • Línea de trabajo de Alemania Oriental: Criados bajo el gobierno de la Alemania Oriental después de la Segunda Guerra Mundial, esta línea se caracteriza por un rígido control de las lías de sangre. Son perros conocidos por su temperamento, solidez y excelente genética.
  • Línea de trabajo Checa: Desarrollados principalmente para labores militares y de policía desde la Checoslovaquia comunista, son perros muy orientados a la defensa y guarda.

Carácter y personalidad del perro Pastor Alemán

El carácter y personalidad del Pastor Alemán es estable, seguro y orgulloso. El valor de estos perros es conocido por todos, así como su instinto de defensa. Dado este instinto natural, se encuentran entre los perros más solicitados para defensa y protección.

Sin embargo, cabe destacar que el coraje y la defensa no son sinónimos de agresión y peligro. El Pastor Alemán tiende a no dar confianza a los extraños, incluso si no hay peligros inminentes y, sobre todo, nunca ataca sin razón. Obviamente, una correcta socialización cuando es un cachorro es esencial para evitar problemas en el futuro, porque el carácter no depende solo de los genes. Es una raza fácil de adiestrar con refuerzo positivo, como muchas otras razas de perros.

Caracter y personalidad del perro Pastor Aleman

Gracias a su gran capacidad de adaptación, esta raza se ha utilizado con éxito en diversas actividades. El Pastor Alemán destaca en deportes caninos, como perro de búsqueda y rescate, como perro guía, perro policía o en terapia de mascotas. Y por supuesto, es excepcional como perro de compañía.

El cachorro que formará parte de la familia deberá ser educado con cariño, pero también con firmeza. Estas simples precauciones son la mejor garantía para una relación de afecto y amistad con un animal que no pide nada más que poner sus notables cualidades al servicio de su dueño. Sin embargo, debes recordar que puede mostrarse dulce y afectuoso con los niños, pero no siempre es capaz de medir su fuerza. Por esta razón, quizás no sea el compañero de juegos ideal para los más pequeños de la casa.

Para ser realmente feliz, el Pastor Alemán necesita la presencia y afecto de su dueño. A pesar de que se ve como una mascota, su instinto de perro de trabajo lo hace generalmente proactivo. Por lo tanto, será necesario asegurarse de que siempre se sienta útil. No debes dudar en pasar varias horas al día proponiendo actividades físicas que le permitan progresar y realizarse plenamente.

Gestación y cachorros del perro Pastor Alemán

La gestación de un perro Pastor Alemán es de aproximadamente 2 meses y 7 días, es decir, 67 días. Durante este tiempo, el cuidado constante de un veterinario es indispensable. Es aconsejable, especialmente al nacer, tener al veterinario al lado, para poder ayudar en caso de complicaciones. El número de cachorros puede variar entre 4 y 10 cachorros por camada. Si la perra pastor se convierte en madre por primera vez, uno puede contar con un número menor de cachorros.

Cachorro de Pastor Aleman

Dos semanas antes del nacimiento, la perra se acostumbra a la zona de parto. Esta debe estar bien diseñada con mantas y papel suave, ya que la perra pierde mucha sangre y líquido amniótico durante el parto. Desde una semana antes de la fecha programada, la temperatura corporal de la hembra se mide diariamente. Aproximadamente 24 horas antes del nacimiento, la temperatura desciende hasta 2 grados.

El nacimiento de un cachorro consiste de tres fases; Durante la fase de apertura, se producen fuertes contracciones cuando se abre el canal de parto. En la fase de aborto, el cachorro es expulsado. Esto es seguido por la placenta que come la propia perra. Contiene muchos nutrientes y se libera al cachorro a través de la leche materna. Ahora llega la tercera y última fase de esta maravilla de la naturaleza. Dado que el cachorro sale en un pequeño saco amniótico al nacer, este es mordido por la perra, y la cría se desprende del cordón umbilical. El saco amniótico también lo come. Estas tres fases se repiten cada vez que nace un cachorro. El intervalo de tiempo entre el nacimiento de 2 cachorros puede ser de 15 minutos a 2 horas.

Los cachorros vienen al mundo ciegos y sordos. Solo su sentido del olfato se desarrolla para encontrar las mamas de su madre. En las próximas 2 semanas su rutina consiste únicamente en comer y dormir. Después de este tiempo, sus ojos se abren y se desarrolla el sentido del oído. Después de aproximadamente 3 semanas obtienen sus dientes de leche y se vuelven más activos. Un mes después de su nacimiento, comienzan a explorar la zona y aprenden a interactuar con otras mascotas, como gatos. A partir del segundo mes comienza la fase de socialización. Aquí, los cachorros aprenden los conceptos básicos de la convivencia. Durante este tiempo, es importante familiarizar a los cachorros con todas las cosas y sonidos de la vida cotidiana. Desde la octava hasta la duodécima semana se retira gradualmente de la leche materna. A medida que los cachorros son capaces de tomar alimentos sólidos y no dependen ya de la madre, es el momento ideal de la separación entre madre y cachorros.

Gestacion y cachorros del perro Pastor Aleman

El nuevo propietario debe asegurarse de que los perros fueron vacunados o desparasitados. También debe haber un certificado veterinario del estado de salud. Una de las enfermedades típicas de la raza más conocidas en perros Pastor Alemán es la displasia de cadera. Es una enfermedad hereditaria y que conduce a trastornos graves de la articulación de la cadera y del sistema musculo esquelético posterior del perro. Al elegir el cachorro presta atención a que tenga una autoestima saludable, que sea curioso y que muestre un buen estado de alerta. Además, los cachorros deben tener una desconfianza saludable de todo lo nuevo. Los animales ansiosos no son adecuados para su uso como perro de servicio. Las perras son, generalmente, más tranquilas y reservadas.

A la edad de aproximadamente 3 meses, los cachorros se mudan a su nuevo hogar. Desde aquí comienzas con la educación y el entrenamiento del perro.  El contacto con otros perros es muy importante para aprender el comportamiento social.

Cómo alimentar a un perro Pastor Alemán

Una nutrición adecuada desde los primeros meses de vida es crucial para asegurar que tu Pastor Alemán desarrolle un buen estado de salud. Cuando adquieres un cachorro debe comer solo y estar completamente destetado. La edad del cachorro nunca debe ser menor a 3 meses.

Puede que te interese leer: Cómo alimentar a un cachorro: consejos y trucos

El primer consejo es preguntarle al criador qué alimento usó para el destete y posiblemente nos dé una muestra, a fin de proporcionar a nuestro perro un alimento ya conocido para evitar problemas con el cambio. Especialmente durante la fase de crecimiento es importante proporcionarle una dieta nutritiva, adecuada y bien balanceada.

El Pastor Alemán, como todos los perros, es principalmente carnívoro. Algunos alimentos necesarios para nosotros, pueden hacerle daño o, en el mejor de los casos, no crea ningún tipo de principio nutritivo. Por este motivo es aconsejable elegir un buen pienso como el de toda la gama Lobo Azul, apta para consumo humano y basada en materias primas de primera calidad para una nutrición 100% natural.

El Pastor Alemán es un perro que, como muchos perros medianos y grandes, puede estar sujeto a ciertas enfermedades. Con una buena nutrición puedes reducir el riesgo de padecerlas y asegura una salud de hierro para tu mascota.

Cuidados del perro Pastor Alemán

El Pastor Alemán puede acostumbrarse a vivir en un apartamento, pero en este caso necesitará muchas caminatas y ejercicio para fortalecer sus músculos. Disponer de un jardín ayuda, pero no tiene que reemplazar por completo los paseos y las sesiones de juego fuera del hogar. Permite que practique un deporte para perros, ya que le ayuda a drenar las energías acumuladas y mantenerse en forma. El adiestramiento también es útil para ayudarlo a desarrollar su inteligencia.

Cuidados del perro Pastor Aleman

Cuidar el pelaje del Pastor Alemán no es muy difícil porque no es necesario cortarlo con frecuencia. Sin embargo, dado que tiende a perder mucho pelo, cepillarlo todos los días es muy importante. No debes bañarlo a menudo para evitar dañar la protección natural del manto.

Te puede interesar: Cómo influye la alimentación en el pelo de tu perro

Salud y enfermedades del perro Pastor Alemán

Lamentablemente, la gran popularidad de la raza ha fomentado la cría indiscriminada con fines puramente comerciales. La reproducción indiscriminada ha tenido un impacto negativo en la salud de la raza. Es por esta razón que el Pastor Alemán es propenso a desarrollar enfermedades hereditarias como la displasia de cadera, displasia de codo, problemas digestivos, epilepsia, eczema crónico, queratitis (inflamación de la córnea) y enanismo.

Salud y enfermedades del perro Pastor Aleman

Es importante llevar el perro al veterinario cada 6 meses y respetar el calendario de vacunación. La esperanza de vida del Pastor Alemán es de aproximadamente 13 años.

Educación y adiestramiento del perro Pastor Alemán

Como el Pastor Alemán es un perro inteligente, cuidadoso y disciplinado, su entrenamiento no presenta dificultades particulares. Sin embargo, si no eres un experto, es bueno consultar a un profesional. La educación del Pastor Alemán debe comenzar alrededor de 7 u 8 meses. Para entrenar adecuadamente a un Pastor Alemán, son suficientes 10 lecciones, durante las cuales, siempre acompañado por su dueño, pero bajo las órdenes del adiestrador, el perro aprenderá las nociones esenciales que lo harán un compañero educado. La conducta con una correa, el llamar al pie, el hábito de responder al propio nombre y los comandos tradicionales, pero no menos necesarios.

Adiestramiento del perro Pastor Aleman

Cuando el perro ha asimilado correctamente estas primeras rutinas, el adiestrador continuara el proceso de perfeccionando. En primer lugar en la pista, donde el Pastor Alemán aprende a saltar, ladrar al paso de un extraño, etc. Luego en el campo y en el bosque (no debemos olvidar que si el pastor belga es considerado el velocista de la pista, el Pastor Alemán es más potente en espacios abiertos). Finalmente se trabaja en zona urbana, donde tendrá que acostumbrarse al ruido de los automóviles, el ir y venir de las personas, etc. En resumen, se insertará en todos los entornos en los que tendrá que desarrollarse y adaptarse. Luego pueden comenzar los ejercicios de  defensa donde el adiestrador instruirá al perro para que guarde una casa, una finca, defienda a los niños, etc.

Todos los adiestradores coinciden en el mismo mensaje, todo adiestramiento debe ser entendido como un placer por el animal, de lo contrario  el resultado puede ser opuesto al deseado. En 10 horas, el joven Pastor Alemán se transformará en un perro de defensa  equilibrado y eficaz. De hecho, un perro guardián nunca debe ser un perro agresivo. Contrariamente a la creencia popular, la agresividad no forma parte de la naturaleza de esta raza.

La misión de los adiestradores es enseñarle a disuadir a cualquier persona maliciosa, no a atacarle. Solo después de todo esto puede comenzar la competencia y asumir sus tareas principales, a partir de una larga lista de  roles que respalda con gran éxito (ejército, policía, aduanas, personas discapacitadas, rescate de montaña y desastres, etc.).

Conclusión y consejos para adquirir un perro Pastor Alemán

Siempre trata de buscar un criador serio y profesional, a fin de garantizar cachorros sanos con un registro de salud y primeras vacunas. También debes solicitar una garantía de unos meses, por si el cachorro llega a presentar problemas de salud hereditarios. Lógicamente, el cachorro tendrá que tener, como mínimo, 3 meses de vida para poder llevarlo a casa.

Consejos para adquirir un perro Pastor Aleman

También es preferible que te muestren a los padres, de modo que puedas hacerte una idea como será de adulto. Cuando se trata de elegir el cachorro adecuado de una camada, es necesario elegir sabiamente. Sin embargo, elegir el cachorro correcto nunca es una ciencia exacta y requiere un poco de atención, para no arriesgarse a que el criador tome una decisión totalmente aleatoria o interesada.

La mayoría de las personas tienden a basar su elección simplemente en la apariencia física del cachorro, en lugar de tomarse el tiempo para conocer sus características individuales. Esto puede llevar a una persona a tomar la decisión equivocada.

Publicado en Blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.