Consejos para ayudar a tu perro a bajar de peso

Consejos para ayudar a tu perro a bajar de peso

La salud de nuestro perro es un tema fundamental, es una de las mayores responsabilidades y preocupaciones que tienen los dueños de mascotas. El sobrepeso tiene implicaciones muy graves en la salud y la calidad de vida de los animales domésticos, por lo que se hace necesario modificar sustancialmente la alimentación para perros y seguir algunas reglas básicas para evitar el sobrepeso y, en caso de que ya lo tenga, seguir los consejos más adecuados para ayudar a tu perro a bajar de peso de manera saludable.

alimentacion para perros gordos

Dejar que nuestro perro sufra de sobrepeso puede acortar su vida de forma considerable e impedirle realizar actividades básicas, por lo cual el sedentarismo se suma a la lista de complicaciones asociadas al exceso de peso. Enfermedades cardíacas, infecciones, problemas estomacales, problemas hepáticos y diabetes son algunas de las consecuencias directas del sobrepeso y la mala alimentación en los perros.

¿Cómo ayudar a tu perro a bajar de peso?

Como ya sabemos, la alimentación para perros y los problemas asociados al sobrepeso en los perros tienen consecuencias graves en ellos y e incidencia directa sobre su calidad de vida y su longevidad. Además de esto, cada raza tiene sus propias necesidades alimenticias y sus propios hábitos, por lo tanto es importante conocer las características de cada raza para garantizarle la alimentación más adecuada.

consejos para ayudar a tu perro a bajar de peso

Pero si ya el perro tiene sobrepeso, existen formas de ayudar a que pierda esos kilos de más mejorando la alimentación para perros y cuando deje de ser obeso pueda comenzar a disfrutar verdaderamente de una vida placentera y feliz.

Te puede interesar: Guía del Pastor Belga

Comprueba si tiene sobrepeso

Lo primero que tendremos que hacer es determinar si verdaderamente nuestro perro está padeciendo sobrepeso. Para esto solo hace falta una inspección corporal.

Debido a que cada raza tiene un tipo de cuerpo diferente, tenemos que analizar su aspecto y tomar como referencia tres aspectos fundamentales para corroborar que el perro está obeso y poder hacer cambios en la alimentación para perros.

  • Mirando por encima de nuestro perro, debemos notar una silueta o curvatura justo delante de las patas traseras. Igualmente deberá presentar una curvatura que defina la diferencia entre el abdomen y el pecho del perro.
  • Mirando uno de los costados, debes notar diferencia entre el volumen del abdomen y el volumen del pecho. El perro debería tener una cintura bien definida.
  • Cuando el perro tiene un lomo ancho y aplanado y su abdomen cuelga, es claro indicativo de que está sufriendo de obesidad.

Otra forma de comprobar si nuestro perro está obeso y necesita comenzar una dieta de manera inmediata, es realizando la llamada “Prueba de las costillas”, la cual consiste en tratar de sentir las costillas de tu mascota colocando la mano en cualquier parte de su pecho. A un perro con el peso adecuado no se le ven las costillas, pero sí podemos sentirlas al tacto de forma individual. Si no puedes sentir sus costillas, indudablemente tu perro sufre sobrepeso.

consejos combatir obesidad perros

Finalmente, la forma más fiel sería pesando al perro y comparando ese peso con alguna tabla que especifique el promedio de peso que debería tener. Por supuesto, estas tablas de consulta presentan pesos estandarizados, por lo tanto el perro puede estar un tanto por encima de estos valores y no por ello sufrir de obesidad, pero obviamente si la diferencia es sustancial y además el resultado de las dos pruebas anteriores no es el correcto, entonces ya podemos confirmar que el perro necesita comenzar una dieta que incluya alimentación para perros balanceada en nutrientes y una rutina de ejercicios para que pueda adelgazar inmediatamente.

Desarrolla un plan alimenticio

Con la ayuda de tu veterinario puedes desarrollar una estrategia de alimentación para perros que permita ayudar a tu perro a bajar de peso. Este nuevo plan alimenticio puede necesitar la inclusión de un tipo de alimento especialmente formulado para fomentar la pérdida de peso. El veterinario te dará sugerencias sobre los tipos de bocaditos y golosinas que le puedes dar además de indicarte el tamaño de las porciones y la frecuencia de la alimentación además de la cantidad de ejercicio más recomendable para que el metabolismo del perro comience a activarse y empiece a perder peso. La alimentación para perros tiene que ser rica en nutrientes y balanceada en porciones y calorías.

obesidad en perros

Comienza a ejecutar el plan alimenticio

Después de consultar y seguir las indicaciones del veterinario, debes comenzar a alimentar a tu perro con la dieta específica que se ha desarrollado para él. Recuerda que la alimentación para perros es fundamental para el buen funcionamiento de su organismo.

Esa dieta puede ser tan sencilla como disminuir la ración de alimentos que el perro recibe o combinaciones de alimentos ricos en fibra fácil de digerir y que hace que tu perro se sienta más lleno y no sufra de ansiedad por la falta de la ración habitual de alimento.

pienso light

Para seguir el plan de alimentación para perros debes tener estricto control en cuanto a la cantidad o la medida de la ración que le das a tu mascota, de esta forma se hace posible notar con rapidez cualquier cambio en el apetito que pueda indicar algún otro problema y, además, te permite evaluar el funcionamiento y la efectividad del plan alimenticio que se ha desarrollado.

Tips y consejos para ayudar a tu perro a superar la obesidad

  • Reduce la cantidad de golosinas y alimentos no saludables. La gran mayoría de las golosinas para perros que son comercializadas son muy ricas en calorías, siendo muy similares a las golosinas que comen las personas. Ciertamente existen golosinas bajas en calorías, pero si quieres que tu perro pierda peso necesitas sustituir las golosinas por bocaditos saludables y más adecuados en la alimentación para perros. Por ejemplo: las zanahorias, el brócoli, apio y manzanas, los cuales son seguros para los perros, a diferencia de algunos otros elementos que pueden ser causantes de alergias y otros problemas.
  • Ejercita a tu perro frecuentemente. El ejercicio tiene varias funciones, ya que en combinación con alimentación para perros, hace que se mejore el tono muscular y acelera el metabolismo fomentando el gasto calórico que conduce a la pérdida de peso en el can. En otras palabras, el ejercicio permite gastar parte de las calorías que consume el perro en su alimentación y de esta forma comenzará a perder peso, entonces, desarrollando una rutina diaria de ejercicios activas el metabolismo y comienza la pérdida de peso. Una forma sencilla de comenzar a ejercitar a tu perro es por medio de caminatas cortas y, poco a poco, ir aumentando las distancias y luego comenzar a realizar juegos con él.
  • Evita que tu perro coma demasiado rápido. Para ello se pueden utilizar dispensadores de croquetas que dificultan un poco que el perro, en medio de la ansiedad, coma demasiado rápido, de forma voraz, ya que esto tiene incidencia en la forma en que se digiere el alimento.
  • Incrementa el número de comidas. Seguramente esta indicación te la dará el veterinario cuando desarrolle el plan alimenticio, por lo que debes tratar de cumplirlo. Divide la ración diaria en un mínimo de dos raciones y un máximo de cuatro.
  • Trata de medir por tazas o pesar cada ración de comida. Pesando la comida te estarás asegurando de dar a tu perro la cantidad exacta de calorías que requiere sin darle demasiadas y seguir contribuyendo con su sobrepeso.
  • Monitorea el peso de tu perro. Realiza el pesaje de forma semanal y anota los resultados, ya que esta es la única manera que tenemos para ver el progreso real y medir la efectividad de la dieta y saber si tenemos que aplicar nuevas medidas correctivas en las raciones. Recuerda que llevar al perro a un peso adecuado es un proceso que puede tardar al menos un par de meses, ya que la idea tampoco es hacerlo pasar hambre y causarle inconvenientes de salud a causa de una dieta insuficiente.
  • Mantén un registro diario. Toma una libreta y registra la cantidad de alimento diario que le das a tu perro, las golosinas y la cantidad de ejercicio que realiza, los tiempos de juego y el peso semanal. Esto te va a servir para evaluar la evolución del perro y te servirá de guía para tratar con el veterinario en la próxima cita y que con esa información podáis trabajar en conjunto y adaptar el plan y la alimentación para perros si es necesario.
  • Evita la comida casera. La comida casera queda totalmente prohibida. Ten en cuenta que los condimentos y el exceso de sal en la comida humana no son elementos adecuados para el sistema digestivo de un canino y, de hecho, pueden causar alergias y daños irreversibles en su organismo.

perro con sobrepeso

Debes combatir la obesidad de tu perro de forma inmediata. La obesidad canina se trata de un problema que debe ser corregido inmediatamente al ser detectado, ya que las consecuencias de una mala alimentación para perros pueden ser muy graves y representar la disminución de la esperanza de vida de tu mascota.

Puede que te interese: 13 mitos sobre la nutrición de tu perro