Broholmer

Broholmer: un perro líder y protector

El Broholmer es una raza de perro de gran tamaño que se usaba en la Edad Media para desempeñar labores de caza y vigilancia.

Sin embargo, aunque fuese conocido en esa época, no sería sino hasta el siglo XVIII cuando se reconocería oficialmente como raza bajo este nombre. Sin embargo, también se le conoce como Mastín danés.

Si estás interesado en adquirir un Broholmer como mascota, en este post podrás conocer todo acerca de esta raza desde su origen hasta sus características y comportamiento así como los cuidados necesarios que deberás aplicar para mantenerlo sano.

Procedencia

Al remontarnos en la historia resulta interesante conocer la trayectoria que tuvo el Broholmer. Desde sus inicios, era utilizado en la caza de ciervos durante la época de la Edad Media, y también actuaba protegía las tierras de los señores feudales contra los intrusos que intentasen traspasar sus territorios.

De igual manera, también proporcionaba seguridad en aquellas tierras destinadas a la agricultura, así como en el resguardo de los rebaños.

Aunque ya en aquella época la función de este canino se había extendido al cumplimiento de diferentes tareas, no obtendría notoriedad hasta llegar a manos del Conde Niels Frederik Sehested de Broholm Funen quien fue el principal artífice en la crianza de este perro en su estado puro.

Parte de su esfuerzo implicó la creación de estándares para desarrollar los fundamentos que servirían para definir la raza, la cual sería reconocida como tal hacia finales del siglo XVIII al asignársele a este perro el nombre de la ciudad Broholm Funen hasta convertirse finalmente en Broholmer.

origen raza Broholmer
Pintura de Otto Bache

Este raza fue introducida en Inglaterra gracias a la iniciativa llevada a cabo por familias adineradas danesas con el propósito de prestar sus servicios a las labores de vigilancia y como compañía. Estas mantuvieron la interacción conjuntamente con las demás razas de perros que habitaban en aquella época, incidiendo esto en la formación de su carácter y su fisonomía hasta alcanzar el estado actual.

En el año 1970 la existencia de esta raza estuvo al borde de la extinción, pero gracias a la labor ejercida por un grupo de personas de origen danés conjuntamente (con el Kennel Club de Dinamarca) hicieron todo el esfuerzo posible para garantizar su supervivencia.

Al conseguir la reproducción de varios ejemplares, estas personas lograron gradualmente establecer una población considerable de esta raza hasta llegar a su total recuperación. Gracias a ello, ofrecieron la oportunidad al mundo de poder adoptarlos. En la actualidad ya no son una raza muy cotizada como mascota más que en su país de origen.

Estos perros están ubicados dentro del mundo canino en la categoría de los molosos tipo dogo en el que actualmente la cacería se ha descartado de sus funciones, desempeñando solamente labor como perro de compañía y protector del hogar.

Características corporales

Sin duda, el rasgo más notable del Broholmer es su tamaño. Generalmente, puede llegar a los 75 centímetros en el macho, mientras que en las hembras es de 70 centímetros con un volumen entre 50 y 70 kilogramos en el macho y de 40 a 60 kilogramos en las hembras.

En cuanto a su cabeza: es robusta y ancha, el cuello es fuerte y grueso, complementado con algo de papada.

raza perro danes

Su nariz es de tonalidad oscura, los ojos son de tamaño mediano, redondos y con un color ámbar que reflejan una mirada llena de confianza. Sus orejas son de tamaño mediano, encontrándose insertadas en la parte alta de su cabeza, suspendidas junto a las mejillas.

Su cuerpo presenta una forma rectangular, donde la altura a la cruz es inferior respecto a la longitud. La línea superior mantiene una horizontalidad uniforme mientras que el pecho es profundo y fuerte.

perro de dinamarca

La cola es gruesa en la base, insertándose en la parte baja, la cual se coloca en posición horizontal cuando el perro entra en estado de acción, manteniéndola a ese nivel sin que llegue a enroscarse sobre su espalda.

El pelaje de este fiel compañero es corto, compacto y abundante, dispuesto en una gruesa capa interna. Puede presentar las siguientes tonalidades: rojo, dorado, negro o amarillo, siendo el ejemplar de este color el que presenta en su rostro una máscara negra, mientras que las marcas blancas en patas, pecho y punta de la cola pueden presentarse en cualquier color.

Carácter y personalidad

Aunque el tamaño del broholmer sea un atributo que puede llegar a intimidar, lo cierto es que la realidad puede ser muy diferente, ya que esta raza es muy cariñosa.

Se define como un excelente guardián, quien siempre se mantiene en estado de alerta, presentando una actitud desconfiada ante extraños y adoptando una postura posesiva en su territorio en presencia de otros perros.

Por lo general no muestra agresividad, ya que su carácter es tranquilo y amigable, mostrándose relajado en compañía de sus seres queridos y disfrutando de realizar actividades en espacios abiertos para conservar su buen estado físico.

mastin danes

Sin embargo, en ocasiones puede llegar a ser temperamental si otro perro o un desconocido invade su espacio personal. Si llega a producirse esta situación, él nos lo hará saber mostrando en su cara un gesto de enfado expresando disgusto, llegando incluso a enseñar sus dientes hasta el punto de morder en caso de sentirse amenazado.

Para lograr corregir esta respuesta, es necesario someterlo desde cachorro a procesos de adiestramiento y socialización con el fin de estimular su interacción tanto con otras personas como con otros animales que se encuentren en su entorno.

Su carácter es muy bueno, cualidad que le otorga el potencial suficiente para integrarlo como un miembro más de la familia.

Aunque, a pesar de esto, es importante que el dueño cuente con la fortaleza y confianza necesarias para hacerle saber que él es quien lidera el hogar, no el perro. Esto es así debido a que esta raza tiene una tendencia muy fuerte al liderazgo arraigado fuertemente en su instinto.

Es por eso que resultará necesario que lo eduques correctamente para establecer límites y hacerle entender al perro que, aunque tenga la responsabilidad de proteger a la familia, deberá obedecer tus órdenes.

Cómo cuidarlo

En cuanto al cuidado del pelaje, el Broholmer solo necesita un cepillado semanal. Pero, teniendo en consideración que estos perros desprenden mucho pelo durante la época de muda (2 veces al año), es probable que en esas etapas debas cepillarlo a diario.

Es una raza de temperamento tranquilo, aunque pueden llegar a ser muy enérgicos. Por ello conviene realizar alguna actividad para ayudarle a liberar toda esa energía contenida, siendo aconsejable sacarlo a dar paseos largos a diario y reservar un tiempo para que pueda jugar. Puedes recurrir a ejercicios para perros, pues estas rutinas pueden resultar de gran utilidad.

cuidados del Broholmer

Al final, terminará tan cansado que caerá rendido y dormirá toda la noche. Pero asegúrate de ser cauteloso al permitir que salte y realice movimientos bruscos durante la etapa de cachorro, ya que sus articulaciones se encuentran todavía frágiles y eso podría ocasionarle daños.

Debido a su gran tamaño, este perro no está habituado a vivir en espacios reducidos como apartamentos o casas pequeñas. Si decides adoptar uno, como requerimiento deberás tener un hogar con jardín amplio o una propiedad rural donde pueda desplazarse libremente.

Adiestramiento y educación

El proceso de adiestramiento no es una tarea fácil debido a su tamaño y su carácter de líder, que lo lleva a ejercer dominio sobre la manada y ante otros perros. Pero esto no significa que el Broholmer sea una raza agresiva e imposible de entrenar.

Manteniendo la perseverancia es posible obtener un adiestramiento apropiado. Aunque, para esto, es necesario la ayuda de un experto que se haga cargo de guiar al dueño y asistirlo en el manejo del carácter terco del perro. Deberemos tener cuidado, pues su cabezonería puede manifestarse como un mecanismo de defensa en rechazo al proceso, el cual va en contra de sus instintos naturales.

De esta manera, el especialista te ayudará a tratar con el comportamiento del Broholmer, así como también le enseñará que la obediencia hacia ti es algo que debe entender.

adiestrar Broholmer

Cuando apliques correctamente todas estas medidas, verás que en poco tiempo se reflejaran buenos resultados en el comportamiento del perro.

Esto solo podrá lograrse si tienes la paciencia y la perseverancia suficientes para mantenerte en constante aprendizaje y puedas usar adecuadamente todo ese conocimiento para lidiar con la responsabilidad que implica ser dueño de un ejemplar de Broholmer, en el control de su comportamiento y el cuidado físico.

Generalmente este perro no tendrá manifestaciones de conducta problemáticas si se asegura que tenga el espacio suficiente para estar cómodo, una moderada dosis de ejercicios y una buena atención que le proporcione los cuidados necesarios para hacerlo sentir tranquilo y receptivo a las órdenes que puedas darle.

A pesar de que la mayor parte del tiempo este perro es tranquilo y silencioso, el ejercicio puede resultar una buena manera de drenar su energía impulsiva.

Salud

Para el Broholmer no existe un registro o cuadro específico que detalle las enfermedades que pueden afectar a su salud pero. Eso sí, teniendo en consideración su tamaño, es posible determinar afecciones que de manera característica afectan a las razas de gran envergadura como el Broholmer.

cachorro Broholmer

Entre las enfermedades que potencialmente afectan a este tipo de perros, se encuentran: los problemas cardiacos, displasia de codos, de caderas y torsión gástrica.

De esta manera, es necesario llevar al perro a la consulta veterinaria cada 6 meses con el propósito de realizar revisiones y evaluaciones que permitan prevenir y rastrear cualquier problema de salud que pudiera presentarse, así como efectuar un seguimiento de sus vacunas a través del calendario de vacunación.

Si quieres saber más sobre perros:

Publicado en Blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.